MEDICAMENTOS

La historia comienza cuando Akyra era un pequeño gatito, y tuvo su primer consulta en el veterinario, allí le mandaron sus primeros medicamentos y eran jarabes ¡que no es lo mismo! Hasta el momento nosotros no habíamos tenido un gato propio, así que era tanto nuestra primera vez dándole medicamento a un gato, como la de Akyra, recibiendo medicamentos orales… ¡la combinación perfecta! ya podrán imaginarse lo difícil que fue.

Lo primero que aprendimos fue que no hay cosa más difícil que darle medicamentos a un gato cuando no sabemos cogerlo, así que después de intentarlo por varios minutos y recibir arañazos, internet nos dio algunas pautas, entre ellas una muy buena: ¡usar una toalla! Entonces con talla en mano conseguimos tener control de la situación, sin forzarla (arropamos a Akyra dentro de la toalla como un bebé), una vez Akyra en calma y nosotros listos, proseguimos a darle el jarabe, le abrimos la boca ¡y tin! se lo dimos.

Nos sentíamos exultantes ¡lo habíamos logrado! pero de repente Akyra salió corriendo por toda la casa como loca y botando espuma por la boca… en ese momento casi nos morimos, ¡era impresionante! incluso al día de hoy es la única vez que ha botado espuma de esa manera. Pero bueno, aquí viene la parte mas graciosa de la historia: teniendo en cuenta que era nuestra primera vez dando un medicamento, al ver así a Akyra cogimos la maleta, la gata, plata y corrimos al veterinario. Nunca habíamos sentido tanto miedo antes… Cuando llegamos totalmente bullosos y afanados, la doctora nos miro fijamente y con mirada compasiva nos dijo que eso era completamente normal en los gatos, no sin antes reírse de nosotros.

Pero aprendimos ¡que es lo más importante y queremos transmitirte los siguientes consejos y pasos, por si aun sufres con los medicamentos o si eres papá gatuno primerizo!

CONSEJOS

  •   La producción de espuma por la boca es una conducta totalmente normal en los gatos cuando les damos un medicamento (generalmente liquido), esto se debe a que ese es el mecanismo “de defensa” que utilizan para sacar de su cuerpo o no permitir la entrada, de aquello que los estamos obligando a ingerir, mas aún, si no es un sabor agradable.
  • Aprende a conocer a tu gatito y tu relación con él, para saber qué opción elegir cuando puedas hacerlo entre medicamentos líquidos o pastas. Cada uno de nosotros logra un manejo distinto y solo tú con el tiempo sabrás cuál es mejor. En nuestro caso preferimos las pasta.
  • Aunque es incuestionable,  vale la pena recalcarlo, todo lo que le suministres a tu gato debe ser recetado directamente por tu veterinario, no busques automedicación en internet, amigos o conocidos.
  • No le des a tu gatito medicamentos para humanos, algunos de ellos son tóxicos, ten presente que ellos merecen todo tu amor y cuidado cuando se enferman, así que un acto de respeto es llevarlo al veterinario cuando algo no está bien.
  • Hazlo cuando tu gatito este tranquilo, no lo intentes luego de jugar o cuando este muy activo, puesto que será mas difícil lograrlo.
  • Ábrele su boquita de vez en cuando, cógelo con confianza e inténtalo, tu gatito no se pondrá bravo y si dejará de ser un contacto desconocido para él, por lo tanto, será mas fácil la situación para ti cuando lo requieras hacer.

PASOS PARA DARLE MEDICAMENTOS

  1. Como debes ser muy rápido en tus movimientos, procura tener todo a la mano, listo para ser utilizado, con tus uñas cortas para no hacerle daño en su boquita.
  2. Utiliza una toalla para envolverlo como a un bebé, evitando que puedan sacar sus patitas delanteras.
  3. Recuéstalo sobre tus piernas y pasa tu brazo sobre él, creando una cuevita (abrazándolo) para que no intente escapar.
  4. Levanta su cabeza un poco y abre su boquita, introduciendo un dedo a cada lado de su boquita ¡inténtalo! (como en la imagen arriba) y rápidamente mete la pasta hasta su garganta (profundo), así tu gatito obligatoriamente la tragará. Esto mismo debes hacer si se trata de un medicamento liquido, lo mejor es que intentes introducir la jeringa lo mas profundo que puedas, de lo contrario, muy probablemente tu gatito producirá espuma para no ingerir el medicamento.
  5. También puedes intentar mezclar la pasta con un poco de su comida, así no se dará cuenta y pensará que le estas dando un premio. Antes de ello, pregúntale a tu veterinario si puedes acceder a esta alternativa.
  6. Una vez le hayas dado la pasta, sostenle su carita durante unos segundos para que te cerciores de que ha tragado la pasta.

P. D. ¡Esperamos que te sea de ayuda!
Observa y aprende a conocer a tu gatito, no existe conocimiento más amplio que el de la experiencia, escrito por equipo CatLife.

2 comentarios de “MEDICAMENTOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Available from 08:00 to 18:00